fbpx

En torno a la fiesta de los Reyes Magos se produce un exceso de residuos que se puede evitar fácilmente. AL-ANDALUS ofrece una serie de consejos para la preparación de los regalos y la gestión de los residuos de una forma sostenible.

  • Evitemos el exceso de envoltorios.
  • Apostemos por papel reciclado de otros años u otros tipos de papeles que tengamos en casa. También es una buena opción el empleo de otros elementos, como bolsas que luego puedan ser reutilizadas, envases de otros árticulos, como cajas de zapatos decoradas, etc.
  • Depositemos los residuos de envases de los regalos y envoltorios en los contenedores correspondientes para facilitar su reciclado.
  • Recordemos que el papel y el cartón van al contenedor azul. Los envases de plástico, el corcho blanco, los envases de madera y los de metal deben depositarse en el contendor amarillo.
  • Nunca tires las pilas a la basura, ni las baterías o cargadores son elementos altamente contaminantes, por eso deben depositarse en los contenedores específicos para su recogida que se encuentran en los establecimientos de venta, donde indique el fabricante o en el Punto Limpio.
  • Finalmente, si vamos a deshacernos de juguetes antiguos, pensemos primero que, si están buen estado pueden hacer feliz a otros peques, podemos dónarlos a alguna ONG. Si están deteriorados y no son aprovechables, debemos llevarlos a un punto limpio para su correcta gestión como desecho. Al no tratarse de un envase estos productos no deben depositarse en los contenedores amarillos, ni por supuesto en el azul o el verde. Tampoco se trata de un residuo orgánico, por lo que su destino tampoco es el contenedor general.