Clínicas que cierran, servicios no finalizados, tratamientos financiados y no realizados… son algunos de los problemas más frecuentes denunciados por los ciudadanos que solicitan los servicios de estas consultas o clínicas dentales. Conoces tus derechos y ACTÚA desde el conocimiento.

 

En primer lugar debemos conocer que las consultas o clínicas dentales son establecimientos sanitarios destinados a la realización del conjunto de actividades profesionales encaminadas a la promoción buco dental y a la prevención, diagnóstico, tratamiento y rehabilitación de anomalías y enfermedades de los dientes, de la boca, de los maxilares y de los tejidos anejos.

Y por otro, estarían los laboratorios de prótesis dental, que son establecimientos dedicados al diseño, la preparación, la elaboración, la fabricación y la reparación  de las prótesis y aparatos dento-faciales.

Las consultas o clínicas dentales deben de cumplir con una serie de requisitos para constituirse como tal. Algunos de ellos son:

  • Contar con una sala de espera con espacio e instalaciones suficientes.
  • Disponer de un equipamiento apropiado para los tipos de tratamiento que se realicen.
  • Contar con un equipamiento e instalaciones necesarias para garantizar un adecuado nivel de higiene y la esterilización sistemática del material que lo precise.
  • Deben estar organizadas, gestionadas y atendidas directa y personalmente por una o varias personas odontólogas o estomatólogas colegiadas en el oportuno Colegio Oficial de Odontólogas y Estomatólogos.
  • El personal auxiliar en las labores clínicas deberá contar con la titulación adecuada a las funciones encomendadas.
  • Dispondrán de un fichero de pacientes, con su historia clínica y sus radiografías, que deberán conservarse, al menos, durante 5 años tras la finalización del último tratamiento.
  • En lugar visible de la recepción deberá figurar la relación completa del personal sanitario del centro, con su cualificación o, titulación profesional que ostente.
  • Tener en un lugar accesible que tienen autorización, la clasificación y su oferta asistencial.

Derechos y recomendaciones para as personas usuarias de las clínicas dentales.

  • Elige de manera libre entre las consultas o clínicas y personal facultativo dentista legalmente establecidos. Por ello, compara precios y solicita información e diferentes clínicas. Escoge, la que más se adapte a tus necesidades, la que te genere más confianza y que esté legalmente constituida.
  • Recibe información veraz, razonable y suficiente sobre el diagnóstico, pronóstico y tratamiento. Y por supuesto, exige presupuesto estimativo por escrito, donde se detalle el tipo de tratamiento y los servicios a realizar, así como el coste de los mismos.
  • Conoce la identidad del personal facultativo e higienista que le intervenga.
  • Solicita por escrito o en el soporte técnico más adecuado, la información obtenida en todos sus procesos asistenciales. Antes de firmar cualquier documento, léelo con tranquilidad y pregunta ante cualquier aspecto del mismo que genere dudas.
  • Guarda y conserva toda la información precontractual, publicidad, folletos, presupuestos, contratos, facturas, etc., Dicha información se podrá necesitar para el caso de que se precise presentar alguna reclamación. Además, no olvides que toda publicidad generada por la empresa es vinculante y exigible.
  • Tienes derecho a acceder a la documentación de la historia clínica y obtener copia de los datos que figuren en ella. Incluso hasta 5 años después de finalizar completamente el tratamiento.
  • Puedes y debes conocer la marca y entidad fabricante de los productos sanitarios empleados en tu tratamiento, para de esta forma conocer la composición de los mismos.
  • No pagues el tratamiento por adelantado, hazlo siempre al finalizar el tratamiento. En el caso de que se fracciones el pago, exige siempre factura o justificante de pago de todos y cada uno de los importes efectuados.
  • Si financias el tratamiento con la misma clínica dental en virtud de un crédito al consumo vinculado al mismo, en el caso de que la entidad incumpla el tratamiento se debe de producir la anulación del crédito de manera automática.
  • Si por cualquier razón, no recibes el tratamiento dental contratado parcialmente o en su totalidad:
  • En el caso de pagos al contado, puedes anular el contrato firmado (por incumplimiento del mismo), y solicitar la devolución de su importe, o la cantidad de la parte no satisfecha.
  • Si has financiado el servicio y no se presta finalmente, según especifica la normativa vigente de contratos de crédito al consumo, podrás finalizar dicho contrato, sin penalización alguna. Si la entidad financiera no accede presenta la oportuna reclamación.
  • Las clínicas o consultas dentales que ofrece servicios en Andalucía deben tener a disposición de las personas consumidoras y usuarias, cuando así lo soliceten el Libro de Hojas y Quejas de Reclamaciones conforme al modelo oficia de la Junta de Andalucía.

Recuerda que…

En la Federación AL-ANDALUS estamos a disposición de las personas consumidoras que lo necesiten para atender sus consultas y ayudarles con sus reclamaciones a través de nuestro servicio de Asesoramiento, con el que pueden contactar por medio del teléfono 954 56 41 02, del correo electrónico Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. y en la página web www.fed-alandalus.es                                                                        

Acción enmarcada dentro de la Campaña de Comunicación: ¡ACTÚA! La INFORMACIÓN tu mayor DEFENSA, subvencionada por la Dirección General de Consumo de la Consejería de Salud de la Junta de Andalucía.